sábado, 5 de febrero de 2011

Recuerdos de Compostela 2009

En el verano del 2009 fui con mi mujer a pasar unos días de vacaciones a Santiago de Compostela; estas son unas fotos de recuerdo.

Llegar a Santiago, bajar del tren, dejar las maletas en el hotel, y caminar hacia la catedral es todo uno. Como si tuviese un poderoso imán que me atrajera sin cesar.

Hacer fotos, charlar con los peregrinos, e irnos de vinos hasta la hora de cenar es el plannig a seguir de la primera jornada.



Después disfrutar de la noche compostelana por terrazas y pubs mientras el cuerpo aguante.

 Los siguientes días los dedicamos a pasear y asistir a eventos como conferencias y exposiciones.

 Un día subimos al Monte do Gozo, a conocer la bonita escultura dedicada a la peregrina y el nuevo albergue para los peregrinos. Yo conocía otro, casi idéntico, un poco más abajo y a la derecha, pero este nuevo está bastante bien. Charlamos un rato con el hospitalero de las cosas del Camino de Santiago.


No podemos marchar sin entrar a dar un abrazo al Apóstol y buscar alguna cosa nueva y diferente en la catedral. Y siempre encuentro algo en lo que no me había fijado.

Hasta siempre Compostela.