sábado, 29 de noviembre de 2014

Peña Redonda, vigia del Antiguo Camino de Santiago por el norte de Palencia.

Descubriendo el Camino de Santiago por la Montaña en su trazado desde Pamplona hasta Santiago de Compostela encontramos verdaderas maravillas nunca bien ponderadas. En el tramo entre Cervera de Pisuerga y Guardo atravesamos por una maravillosa zona de la Montaña Palentina; son las tierras del Territorio Tamárico. Los Tamáricos era la tribu cántabra que habitaba esta zona hasta la invasión romana.
http://ardetama.org/
http://www.guerrascantabras.net/scripts/cantabros.php?CodGrupo=C24

Dominando el territorio durante leguas y leguas se encuentra Peña Redonda. Casi todos los pueblos del valle se denominan de la Peña. Cantoral de la Peña, Castrejón de la Peña, Tarilonte de la Peña, Santibañez de la Peña, y Las Heras de la Peña son los pueblos por los que pasa el Antiguo Camino de Santiago antes de llegar a Guardo.

Peña Redonda, con sus 1.996 m. de altitud, es muy conocida de los montañeros; especialmente deliciosa es su subida en invierno con el monte nevado.

En la cumbre está instalada una inmensa cruz metálica que fue trasladada hasta allí con un helicóptero del ejército. Al fondo vemos el territorio por donde pasa el Camino Olvidado viniendo de Cantabria.

Y también hay una pequeña imagen de La Virgen de la Peña. Al fondo el Pico Curavacas, la gran cima de la Montaña Palentina.

Las vistas desde la cima son espectaculares. Por allá abajo va el Camino de Santiago.


Los peregrinos, evidentemente, no van a subir a la Peña Redonda en su caminar hacia Compostela pero no por ello dejaran de encontrar pequeñas joyas. En Cantoral de la Peña se encuentra el templo de Santa Ana, que conserva una pila bautismal del siglo XII.
El nombre de Cantoral proviene de Campus Toralis, de las guerras cántabras. Al parecer cerca de aquí los romanos encontraron las Fuentes Tamáricas, que llegaron a ser muy famosas durante el imperio por sus propiedades. Manaban y dejaban de hacerlo sin explicación plausible por aquellos tiempos.




Llegados a Castrejón de la Peña podremos visitar la iglesia de Santa Águeda; todos los años hacen los vecinos del lugar una bonita romería hasta Peña Redonda.

Pisón de Castrejón tiene una preciosa iglesia románica a las afueras del pueblo. La peña se distingue bien con su forma redondeada. Nuestra Señora de la Ascensión es del siglo XIII,
http://castrejondelapena.es/index.php/turismo/lugares-de-interes/


Un poco más adelante nos encontraremos con la laguna y la ermita de San Isidro de Tarilonte de la Peña. Todavía Peña Redonda nos vigila.


Y, por supuesto, visitaran Santa Marina de Tarilonte. El viejo crucero indica al peregrino el camino a seguir hacia Santiago.


Y en Santibañez de la Peña nos encontraremos con la iglesia de San Juan Bautista. Muy cerca está el monasterio de San Román de Entrepeñas y el Santuario de Nuestra Señora del Brezo.



En Las Heras de la Peña nos encontramos con Santa Eulalia y la ermita del Santo Cristo.
En fin, unas pocas fotos para que hagáis una idea de cómo puede ser recorrer el Camino de Santiago por la montaña palentina; alejados del follón del Camino Francés y descubriendo cosas maravillosas. Animaros a recorrerlo; no os arrepentiréis.
En este enlace podéis ver la etapa Cervera de Pisuerga a Guardo comentada por los amigos vizcaínos.
http://www.elcaminoolvidado.com/9a-etapa-cervera-de-pisuerga-guardo-413-km/
Si se hace el Camino a pie yo lo haría en dos partes parando en Castrejón de la Peña, lo que me permitiría acercarme por la tarde hasta Villaverde de la Peña y subir a Peña Redonda. Es una montaña que no tiene dificultades técnicas y con unas vistas extraordinarias de la Montaña Palentina.